Bienestar Social, Juventud

El Ayuntamiento de Agüimes y establecimientos de Playa de Arinaga continúan con la campaña preventiva #agüimesmenores0consumo

Las Concejalías de Juventud y Protección Civil del Ayuntamiento de Agüimes, con la colaboración de establecimientos de Playa de Arinaga, desarrollan la campaña preventiva #agüimesmenores0consumo, iniciativa destinada a tratar la problemática del consumo de alcohol en adolescentes y jóvenes, aprovechando las fiestas en honor a Nuestra Señora del Pino que se celebran en este barrio agüimense.

El pasado mes de julio TeleAgüimes grabó un spot de televisión en colaboración con la Agrupación de Voluntariado de Protección Civil de Agüimes, el Grupo Sanitario Atlántico y varios jóvenes del municipio.

El alcohol es la sustancia cuyo consumo está más extendido entre los estudiantes con edades entre los 14 y 18 años y, en ese tramo, tres de cada cuatro jóvenes aseguran que la habían probado alguna vez, casi la misma proporción que lo había consumido en los últimos doce meses y más de 60% en los últimos treinta días.

El consumo de alcohol por los adolescentes produce graves efectos sobre su salud física, psíquica y social al no haberse completado su desarrollo y aumenta la probabilidad de ser dependiente del alcohol en la edad adulta.

La falta de madurez psicológica, propia de la adolescencia, dificulta el manejo de muchas sensaciones y efectos que produce el consumo de alcohol y disminuye la atención, la capacidad y el tiempo de reacción y dificulta la toma de decisiones.

Además, facilita las actitudes violentas, las agresiones, las alteraciones de las relaciones (familiares, amigos, profesores, compañeros, etc.), las conductas de riesgo como la utilización de vehículos (como conductor o pasajeros), las relaciones sexuales nos seguras (embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual), etc.

La motivación que mueve a los jóvenes al consumo de alcohol va desde la búsqueda de los efectos psicoactivos del mismo, hasta percibir que mejora las relaciones con los demás, que sirve de evasión y que es útil en las celebraciones y momentos de fiestas para integrarse en el grupo de iguales.

En los últimos años se ha extendido considerablemente la costumbre de beber en “atracón” o “binge drinking”, que es el consumo intenso de alcohol en un escaso lapso de tiempo (unas dos horas), localizado fundamentalmente en el fin de semana.

Compartir en redes sociales