Noticias, Medio Ambiente

La recuperación de un antiguo sendero rural aumenta el atractivo turístico de Guayadeque.

El Cabildo y los ayuntamientos de Ingenio y Agüimes restauran un tramo de cuatro kilómetros del Camino de las Bestias, la vieja ruta comercial que unía estos municipios con la cumbre y que ahora ha sido adaptada para el disfrute de los visitantes.

El antiguo Camino de Las Bestias, un histórico sendero que atraviesa el Barranco de Guayadeque y que antaño era utilizado como ruta comercial entre la costa y la cumbre de la isla, vuelve a estar operativo desde el día de hoy. El Cabildo de Gran Canaria, en colaboración con los ayuntamientos de Ingenio y Agüimes, ha culminado los trabajos de rehabilitación del sendero original, recuperando un tramo de 4 kilómetros de longitud que, tras décadas de abandono, había quedado inutilizado y oculto por el asfalto y la maleza.

El presidente del Cabildo, Antonio Morales, la alcaldesa de Ingenio, Ana Hernández, y el alcalde de Agüimes, Óscar Hernández, inauguraron este jueves el nuevo sendero, acompañados de la consejera insular de Medio Ambiente, Inés Jiménez, cuyo departamento ha liderado los trabajos de rehabilitación de la ruta. Los responsables políticos aprovecharon la ocasión para departir con los vecinos del lugar, satisfechos por la recuperación de una parte de su acervo cultural y por el interés que el camino de las bestias podrá suscitar entre turistas y visitantes.

El nuevo itinerario permitirá transitar a pie por rincones de Guayadeque que suelen quedar fuera del recorrido habitual, entre los núcleos de población de Montaña Las Tierras y Cueva Bermeja. Un hermoso paraje aún por descubrir que se suma a los demás atractivos del barranco, como su riqueza natural, sus paisajes sobrecogedores, su enorme valor histórico y arqueológico o sus locales de restauración, que hacen de Guayadeque uno de los enclaves favoritos de la población local y una visita inolvidable para miles de turistas cada año.

El proyecto de recuperación del Camino de las Bestias se enmarca en la creación de la que será la ruta senderista más larga de Gran Canaria, que nacerá en Agaete y concluirá en los cascos históricos de Ingenio y Agüimes, uniendo las vertientes noroeste y sureste la isla. Desde el Valle de Agaete el trazado ascenderá hasta el pinar de Tamadaba, para cruzar el centro de la isla hasta la Caldera de Los Marteles, realizar el descenso, barranco abajo, hasta Guayadeque y bifurcarse poco antes de finalizar en ambos pueblos. Serán 60 kilómetros de recorrido que podrán realizarse en varias etapas, habilitando espacios y servicios para descansar e incluso pernoctar en distintos puntos del trayecto.

Compartir en redes sociales