Noticias, Igualdad

Concentración y minuto de silencio para recordar a las víctimas de la violencia machista.

El Ayuntamiento reitera su compromiso en el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

El Ayuntamiento de Agüimes conmemoró este miércoles el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer con una concentración a las puertas del Salón de Plenos municipal, un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas y la lectura de un manifiesto por la erradicación de la violencia machista. Tres acciones con las que el consistorio agüimense ha querido reiterar su firme compromiso en esta lucha y su defensa activa de la igualdad de género y de los derechos de las mujeres.

El manifiesto, leído por el alcalde de Agüimes, Óscar Hernández, expresa el rotundo rechazo a la violencia sistemática que se ejerce contra las mujeres por el mero hecho de serlo, recordando que durante este año 2020, en plena situación de emergencia sanitaria y confinamiento domiciliario por la pandemia de Covid-19, más de 50 mujeres, con sus hijos e hijas, han tenido que abandonar su hogar para ser realojadas en un dispositivo de emergencia, con el objetivo de protegerlas de las amenazas de agresión machista. En España hay en la actualidad 63.944 mujeres en situación de riesgo, de las que 23.339 tienen menores a su cargo, una cruel realidad que solo es posible superar desde la conciencia y la cooperación entre las administraciones públicas y la ciudadanía.

En este sentido, Agüimes apuesta por reforzar el Pacto de Estado contra la Violencia de Género como principal herramienta pública para seguir avanzando en el desarrollo de políticas con perspectiva de género, que den una respuesta directa, coordinada y eficaz en la defensa de los derechos fundamentales, la seguridad, la protección y la recuperación de las víctimas de la violencia machista. Hay que construir economías y sociedades más igualitarias e inclusivas, que eliminen la discriminación y que garanticen la igualdad de género en el empleo, con el fin de preservar la independencia económica de la mujer. Y es necesario, concluye el manifiesto, luchar contra la reproducción de roles sexistas que se ha observado en estos meses de confinamiento y pandemia, en los que las tareas del hogar, la atención a la dependencia y el seguimiento escolar de los hijos han vuelto a recaer, una vez más, en las mujeres, con las consecuencias que ello tiene en el desarrollo óptimo de su carrera profesional.

Compartir en redes sociales